El juez Canepare dispuso la inhabilitación preventiva del automovilista que provocó los incidentes en la avenida

 

Ante la gravedad del hecho, el magistrado tomó la medida hasta tanto la causa tenga una resolución definitiva

VIDEO

El juez de Faltas Franco Canepare dispuso la inhabilitación preventiva del conductor oriundo de Daireaux, quien al mando de un Renault 12 (UPG-641) provocó desórdenes en el tránsito hasta ser detenido su accionar por efectivos policiales.

El hecho ocurrió pasadas las 21 del domingo en la avenida San Martín, a la altura del cine, en una franja horaria en la que el flujo vehicular es intenso. “De milagro no ocurrió algo más grave”, dijo un testigo.

La medida cautelar dispuesta por el magistrado fue elevada al Registro Unico de Infractores de Tránsito (R.U.I.T).

El informe remitido por el Juzgado de Faltas indicó que “el conductor circulaba con presencia de alcohol en sangre superior a los límites permitidos en la legislación vigente, habiéndose constatado mediante el uso del etilómetro (Muestra Nº 275), que la persona conducía con una alcoholemia positiva de 1,45 grs. de alcohol por litro de sangre, siendo el máximo permitido 0,50”.

Al respecto, el informe agregó que “el conductor no poseía Licencia de Conducir Vigente, ni Seguro de Responsabilidad Civil Obligatorio, lo cual configura una situación de extrema gravedad que sumado a la alcoholemia detectada justifica la adopción de una medida anticipada mientras se tramitan las actuaciones contravencionales y se resuelve en forma definitiva la causa”.

“La inhabilitación preventiva para conducir, prevista para la comisión de faltas graves que pongan en riesgo la vida o la salud de las personas, se encuentra reglada en el artículo 38 bis de la Ley 13.927 y su Decreto Reglamentario Nº 1350/18 y conlleva la Inhabilitación para conducir todo tipo de vehículo automotor, incluido motocicletas, ciclomotores y cuatriciclos durante todo el plazo que se extienda el procedimiento contravencional y la imposibilidad de tramitar una nueva licencia de conducir, bloqueando de esa forma cualquier trámite de solicitud de expedición y/o renovación de licencia por parte del presunto infractor en cualquier oficina de emisión de licencias de la República Argentina”, infomó el Juzgado.

Finalmente, el informe suscripto por el Juez de Faltas, destacó que para la adopción de esta medida “ha sido de gran utilidad el trabajo realizado por el Centro de Monitoreo municipal, que permitió la captar toda la secuencia de los hechos mediante el uso de las cámaras de vigilancia, como la actuación eficaz y eficiente de los agentes de policía pertenecientes a la Comisaría y la labor efectuada por el personal de la Agencia Municipal de Seguridad Vial quienes posibilitaron la realización del test de alcoholemia”.

Noticias relacionadas

Dejá un comentario